Sarampión

El sarampión es sumamente contagioso y puede ser grave, especialmente en niños pequeños.

  • El virus del sarampión se transmite por el aire. Podemos contagiarnos de sarampión si pasamos cerca de una persona que tiene sarampión porque el virus permanece hasta dos horas en el aire en la habitación donde estuvo una persona con sarampión.
  • Una persona infectada puede contagiarnos de sarampión 4 días antes del sarpullido y 4 días después del sarpullido.
  • Casi todas las personas no vacunadas se contagian de sarampión si se exponen al virus.
  • Viajes al extranjero o estar expuesto a viajeros al extranjero tienen más riesgo de contraer sarampión.

El sarampión es la más mortal de todas las enfermedades infantiles eruptivas o febriles. Está entre las principales causas de muerte en niños en el mundo (solo in inglés).

En Washington tenemos casos confirmados de sarampión todos los años. La mejor protección en contra del sarampión es la vacuna. Asegúrese de protegerse y de proteger a sus niños con la vacuna contra el sarampión, las paperas y la rubéola (MMR por sus siglas en inglés).

Síntomas del sarampión

El sarampión comienza con:

  • fiebre
  • diarrea
  • tos
  • secreción nasal
  • ojos rojos y llorosos
  • cansancio

Después de unos días, se observa un sarpullido, que puede extenderse por todo el cuerpo.

En algunas personas, deriva además en graves problemas como neumonía, daño cerebral, sordera e incluso la muerte.

El sarampión por lo general dura de 7 a 10 días.

Acerca de la vacuna contra el sarampión, las paperas y la rubéola (MMR)

La vacuna MMR brinda protección contra el sarampión, las paperas y la rubéola. Otra vacuna, llamada MMRV protege en contras estas tres enfermedades y la varicela.

Los niños deben recibir dos dosis: Una dosis entre los 12 y los 15 meses, y otra entre los 4 y los 6 años. Si su familia tiene previsto viajar al exterior, es posible que su bebé necesite recibir su dosis antes.

Los adultos nacidos después de 1956 pueden necesitar una dosis de la vacuna contra el sarampión, las paperas y la rubéola si aún no la recibieron.

Hable con su proveedor de atención médica para conseguir la vacuna MMR para sus hijos. Washington proporciona vacunas contra el sarampión, las paperas y la rubéola sin costo a niños menores de 18 años; puede solicitársela a los proveedores de atención médica de todo el estado. Es probable que los proveedores le cobren la consulta y una tarifa administrativa por la vacuna. No obstante, si no puede pagarlas, puede solicitar una exención.

Al mantenernos unidos nos protegemos todos: Historia de Jaxon

Parent hugging son

Paula Abalahin de Port Orchard, Washington, comparte la historia de su hijo Jaxon:

“Mi hijo Jaxon tuvo sarampión cuando tenía 7 meses de edad y era demasiado pequeño para vacunarlo. Mejoró, pero cinco años más tarde, comenzó a tener convulsiones. Perdió la capacidad de tragar, hablar y caminar. Después de muchísimo sufrimiento, Jaxon murió años más tarde. Su afección se debió al virus del sarampión.

"Descubrimos que, aunque existe una vacuna eficaz, el sarampión sigue siendo una de las causas principales de muerte en niños pequeños en todo el mundo. Y en nuestra comunidad, los padres no cumplen con todas las vacunas de sus hijos, y los ponen en peligro de contraer y contagiar el sarampión y otras enfermedades terribles. Espero que mi historia pueda ayudar a evitar que otro niño experimente lo que mi hijo sufrió".

Más información sobre el sarampión